Las "abuelas cuentacuentos" fueron nominadas a un premio internacional

Es un programa nacional con presencia Mendoza, donde participan unas 40 mujeres y hombres. El reconocimiento es del gobierno de Suecia.

En Mendoza hay unas 40 Abuelas y Abuelos Cuentacuentos, que forman parte de la red creada por el escritor y periodista chaqueño Mempo Giardinelli, que integran más de 100 personas en todo el país. El programa ha sido nominado por el gobierno de Suecia, por cuarto año consecutivo, para el premio Memorial Astrid Lindgren, de literatura infantil y juvenil, otorgado por el gobierno de Suecia.

Lucy Yañez, quien está por cumplir los 81 y hace 18 años que es una abuela cuentacuentos, comenta que habló por teléfono con la esposa de Giardinelli y la mujer le pidió que "rueguen, recen y crucen los dedos” para que ganen. El escritor viajará a París, para estar presente el 25 de marzo, cuando se anuncie el ganador, quien no sólo recibirá la distinción, sino también unos 580 mil euros.

Lucy cuenta ilusionada que ellas, por su parte, salen el jueves a las 7.30 de la mañana para visitar una escuela albergue en Las Loicas (Malargüe). "Los niños nos reciben con tanto amor. Nos están esperando. A la noche no quieren irse a dormir y piden más cuentos. Y nos regalan dibujos para agradecernos que hayamos ido”, detalla.


"Es mi vida esto. Me salvó de una enfermedad. Y a muchos nos ha rescatado de la soledad. Es una maravilla lo que recibimos de los niños”, plantea. Los abuelos visitan escuelas -desde nivel inicial a secundaria- para leerles a los chicos como un modo de promover la lectura. También acuden a geriátricos, bibliotecas y hospitales.

Durante el mes de abril, las abuelas mendocinas se reunirán los miércoles y viernes, de 10 a 12, en la Secretaría de Cultura, para capacitarse y organizar el cronograma 2018. Quienes deseen participar pueden escribir un correo electrónico a plecturaabuelas@gmail.com o a la página de Facebook Abuelas y Abuelos Leecuentos.

La idea

En los ‘90, Mempo Giardinelli conoció, en Alemania, a grupos de adultos mayores que visitaban hospitales y leían cuentos y poemas a enfermos terminales. A él se le ocurrió que era una buena idea llevarles historias a quienes comienzan la vida, para que se acerquen a los libros. Así nació, en Chaco y desde la fundación del escritor, el Programa de Abuelas Cuentacuentos, que recluta voluntarios que quieran ir a leer a las escuelas.

Luego, la iniciativa sumó el apoyo de PAMI, que sostiene económicamente a los grupos. En Mendoza, hay agrupaciones en Lavalle, Capital, Godoy Cruz, Guaymallén, San Rafael, Malargüe y en el Valle de Uco. Aquí, también cuentan con el acompañamiento del Programa de Ayuda Solidaria de Edemsa (que desarrollan los empleados, la empresa y el  Sindicato de Luz y Fuerza de Mendoza).

El premio Memorial Astrid Lindgren fue concedido por primera vez en 2003 por el gobierno de Suecia, en homenaje a la escritora sueca Astrid Lindgren, la creadora de Pippi Calzaslargas. Desde entonces, eligen anualmente a un autor de literatura infantil y juvenil, a un ilustrador o a un promotor de la lectura, de cualquier país del mundo. En 2013, la ilustradora argentina Marisol Misenta resultó ganadora.
 
 
LosAndes-
Comentarios